Nuevos entretenimientos 

Me aburro y estoy desesperado por buscar nuevos entretenimientos. La empresa me envió a casa a trabajar hace meses y aún no me ha vuelto a pedir que vuelva. Al principio pensaba que sería para el final del verano, pero tal como están las cosas (y con razón) nos han dejado en casa hasta nuevo aviso. Cuando empecé a teletrabajar pensé en que suerte tenía por poder estar en mi casa con mi cafelito y en pijama, pero luego me di cuenta de que era una trampa: que a partir de ahora desconectar iba a ser más difícil. 

Pero bueno, tampoco hay que ponerse demasiado dramático que ya tenemos bastante. Lo que estoy intentando hacer es buscar nuevas formas de entretenerme más allá de la televisión y las redes sociales. Como ahora tampoco voy al gimnasio he empezado a cambiar mis hábitos alimenticios y a hacer ejercicio en casa, además de algo de running.

Con la alimentación debo tener cuidado porque soy intolerante a la lactosa. Ya estoy acostumbrado, pero es verdad que hay muchos alimentos que no puedo comer. Por suerte, la leche sin lactosa tiene calcio y yo que soy muy fan de la leche puedo seguir tomándola sin problemas además de hacerme mis cafelitos por las mañanas. Pero hasta que no se generalizó la leche sin lactosa yo tuve que pasarme a las bebidas vegetales, como la leche de soja o de avellana. Al principio bien, pero luego me empezaron a cansar porque son demasiado dulces. Y aunque la leche sin lactosa es un poco dulce también me he acostumbrado.

Y así estoy, entretenido con la vida saludable. Me he dado de alta en varias apps especiales para trabajar el físico en casa y controlar la alimentación y me estoy sintiendo cada vez mejor. Además, en el súper puedo encontrar cada vez más productos para intolerantes y al igual que la leche sin lactosa tiene calcio, otros productos tienen las mismas propiedades a pesar de no llevar lactosa. Cuando todo esto del virus termine yo espero estar cañón. Algo habré ganado con todo este drama.